¡Boom! El avión entre crujidos y humos descendía en picada hacía el suelo.

-¡Mayday, mayday!- gritó el piloto con pavor.

Entre llantos, con manos y rodillas sangrantes, el talón derecho esguinzado, mientras sus compañeros se reían a carcajadas, se encontraba un niño tendido en las casillas del avión.
E. Bustamante
20 de September de 2022 / 18:17
Casillas de colores 20 de September de 2022 / 18:17
E. Bustamante
 

Para poder escribir en la Marina, tienes que registrarte como usuario o ingresa.